Nuestras sensaciones nos dan información acerca de las condiciones físicas de nuestro cuerpo y del medio ambiente. Todo nuestro cuerpo capta estas sensaciones, que el cerebro debe ordenar y darle sentido. Compartimos algunas estrategias que pueden ayudar a integrar los sentidos.

Para aumentar el registro propioceptivo y táctil

  • Realizar carga y descarga de peso  sobre miembros superiores (MMSS) en forma uni y bilateral, implementando coderas para garantizar una adecuada alineación,  sobre diversas texturas como por ejemplo: alfombras de baño o simplemente se puede confeccionar “caminos de texturas” que consiste en unir telas tales como corderito, arpillera, etc. Recordar la importancia de realizar la carga y transferencia de peso en diversos planos por ejemplo en el espejo o ventada (frontal).
  • Jugar con cepillos de diversas texturas contactándolos con diferentes partes del cuerpo, recordando la importancia de que Ramiro logre el seguimiento visual mientras realizan esta actividad, fomentando de esta manera la ubicación de las diversos segmentos corporales . Es importante poder asistirlo “mano sobre mano” para que logre sostenerlos y realice el movimiento de cepillado en diversas direcciones, intentando que el mismo sea organizado y simétrico, permitiendo también facilitar la coordinación óculo-manual.
  • Implementar telas tipo “lycra” como hamacas permitiendo que el niño logre moverse en diversas direcciones dentro de la misma. Esta actividad brinda importante estimulación propioceptiva y táctil, ya que el niño al intentar realizar transferencias o simplemente mover diversos segmentos corporal, la resistencia de la tela facilita la entrada de esta información. También puede utilizarse la tela para “envolver” al niño y jugar a moverse en diversas direcciones, llevarlo hacia atrás, adelante, de lado, etc.
  • Pelotero: Puede ser confeccionado en una pileta de goma. Para ofrecerle al niño mayor control puede colocarse dentro del mismo la herradura. Recordar que la misma puede colocarse también en el cochecito de paseo para brindar mayor control postural y simetría de los MMSS.
  • Realizar compresiones articulares, comenzando desde el hombro hacia el codo, del codo a la muñeca y luego dedo por dedo, presentando la misma dirección y distribución  al realizarlas en los MMII.
  • Implementar recipientes con diversas texturas como por ejemplo arroz, polenta, porotos, etc, con el fin de esconder y/o buscar objetos, o simplemente jugar a tapar  sus manos o pies.
  • Colocar estikers en distintas partes del cuerpo, esto permite trabajar la discriminación táctil ayudando al niño a ubicarlos. También pueden colocarlos en la palma de la mano asistiendo al niño para realizar el movimiento de supinación y ubicarlos visualmente.
  • Jugar con espuma de afeitar en el espejo dibujando con los MMSS en dirección vertical, horizontal, diagonal, etc.

Para favorecer componentes visuales (seguimiento, fijación, convergencia, etc)

  • Recordar siempre la importancia de utilizar objetos que provean exclusivamente estimulación visual sin información auditiva porque de esta manera el seguimiento es auditivo y no visual.
  • Implementar ambientes con escasa luz para que el niño puede ubicar el objeto que se le presenta con mayor facilidad, recordar las direcciones en las cuales se presentara el objeto: de arriba a abajo, de izquierda a derecha, de proximal a distal, y viceversa, también en direcciones diagonales y horizontales.
  • Implementar linternas a las cuales puede colocarse papel tipo “celofan” de diversos colores, recordando que el color que mas se ve es el naranja.
  • Colocar muñequeras y tobilleras de colores llamativos (intermitentes o constantes) para que el niño puede ubicarlos con su ayuda, trabajando de manera simultánea diversos componentes.
  • Jugar con títeres de dedos llevándolos próximos a la nariz del niño y una vez que los ubica alejarlos de manera paulatina, trabajando de esta manera la convergencia y la divergencia.
  • Recordar también que los objetos presentados desde la periferia logran ubicarse mejor si están en movimiento.
  • Jugar con conos para lograr ubicar a través de el diversos objetos o simplemente jugar a espiar.

Para favorecer el uso de los MMSS en actividades lúdicas y de exploración

  • Jugar a poner y sacar del espejo o la ventana  formas de gel ya que no presentan resistencia y son de fácil manipulación.
  • Implementar juguetes de efecto directo que provean diversos inputs sensoriales intentando que la activación de los mismos demanden escaso control motor, aproximando al niño a la noción de causa efecto. Recordar la importancia de mantener el juguete siempre en la misma ubicación, durante la actividad, para que el niño logre aprender e incorporar el recorrido de movimiento. Con este fin también pueden utilizarse diversos objetos como por ejemplo papeles que al ser manipulados provean inputs auditivos, como por ejemplo papeles tipo regalo, o confeccionar muñequeras y tobilleras con elementos sonoros.
  • Implementar  juguetes con velcros ya que al retirarlos de la superficie de contacto, la resistencia aumenta la información propioceptiva en manos y brazos.
  • Jugar a señalar los dibujos de un cuento trabajando de esta manera la disociación del dedo índice.
Material proporcionado por la Lic. Mónica Pantotis

Foto: logros ips